jueves, 13 de diciembre de 2012

"La plata de Britania" (Saga Marco Didio Falco, 1), de Lindsey Davis: las desventuras de un peculiar investigador en la Roma imperial

    Estos días de puente he estado leyendo El latín ha muerto, ¡viva el latín!, un ensayo de Wilfried Stroh, y me han entrado muchísimas de retomar la saga de Marco Didio Falco de Lindsey Davis. No sé si la conoces, es una serie de novela negra-histórica cuyo protagonista es Falco, un peculiar investigador de la Roma de Vespasiano. Me acerqué a ella porque leí a Espido Freire hablando maravillas sobre estas novelas en Facebook y, la verdad, me gustó la experiencia. De momento, solo he leído dos. Es un magno proyecto (hay 20 novelas publicadas) que me estoy tomando con calma (raro en mí, después de devorar la saga de Petra Delicado del tirón). El caso es que llevo pensando unos días en Falco... y qué mejor manera de demostrarlo que recuperando la reseña de la primera novela, reseña que hice para Anika entre Libros.

LA PLATA DE BRITANIA. Saga Marco Didio Falco vol. 1 (The Silver Pigs, 1989)
Lindsey Davis

Editorial Edhasa
Colección Diamante

© Lindsey Davis, 1989
© Edhasa, 1991
Traducción de Horacio González Trejo
Edición, 2006

Género y tags: novela histórica, policíaca, antigua Roma, saga, literatura inglesa
ISBN: 9788435034746
464 Páginas

 
 
Argumento:

    En la Roma imperial del año 70 d. C., el investigador Marco Didio Falco se ve envuelto en la persecución a una joven a la que no puede por menos de ayudar y acoger en su casa… aunque eso le cueste meterse de lleno en un caso que le llevará a Britania, de infausto recuerdo para él. Una familia en la que no es plata todo lo que reluce y una trama de robo y falsificación que implica a importantes miembros de las jerarquías imperiales romanas son los ejes sobre los que se desarrolla la primera aventura del informante más irónico de toda Roma.

Opinión:

   Comencé a leer la saga protagoniza por Marco Didio Falco por los buenos comentarios que había oído y leído sobre ella… y el primer capítulo no me defraudó: la acción te golpea de lleno, casi como le ocurre al investigador con la joven a la que prestará ayuda y que le involucrará en un caso lleno de giros inesperados. Y aunque es cierto que esa primera ráfaga de acción decae a lo largo de la obra, Lindsey Davis sabe mantener la intriga durante las 329 (en la edición que leí) páginas de la novela, hábilmente aderezada con lo que, en mi opinión, son sus grandes éxitos: el humor, la ambientación histórica y el amor, en ese orden. 
     Y es que la mordacidad, la ironía y el carácter agridulce de Marco Didio Falco no sólo no dejan indiferentes a nadie, sino que consiguen conquistar a cualquier lector medianamente interesado en el género. La amargura y el sarcasmo del protagonista no son nuevos en la novela detectivesca, pero Falco sorprende con expresiones y giros que, en el peor de los casos, te hacen sonreír, y en el mejor, soltar una buena carcajada.
     Curiosa resulta también la ambientación histórica de una novela de estas características. Lindsey Davis puede presumir de haber configurado una de los mejores ejemplos de relato policíaco cuya trama se desenvuelve en la época clásica, concretamente, en la segunda mitad del siglo I d. C., durante el mandato del emperador Vespasiano. Y aunque su preferencia por la trama y la intriga por encima del relato puramente histórico hace dudar a muchos expertos sobre si encuadrarla en el género histórico o en el detectivesco, lo cierto es que Davis consigue recrear de forma extraordinaria lo que sería la vida cotidiana en aquella Roma sobre la que tantas referencias tenemos gracias a la literatura, el cine o la televisión. Gracias a sus descripciones y a sus referencias históricas, uno se transporta sin ninguna dificultad a un entorno y a una época tan diferentes a los actuales pero que siempre resultan sorprendentes y estimulantes. 
    La plata de Britania inaugura una prolífica saga que, hasta el momento, cuenta con 20 volúmenes, además de una guía sobre el protagonista. Leyendo esta primera obra parece fácil adivinar que Falco y los personajes que le acompañan seguirán creciendo en sus páginas y que acabarán convirtiéndose en parte de la familia de aquel lector que se enganche a sus tramas. Y es que, si por algo se caracteriza el informante romano, es por su familiaridad: muy a su pesar (sostiene que el investigador no debe tener familia, más que nada, para no encontrarse continuamente con hermanas, sobrinos y demás allegados cuando va siguiendo los pasos de cualquier sospechoso, como tampoco una madre que le limpie primorosamente su apartamento y juzgue la compañía nocturna) Marco Didio Falco convive con una pléyade de familiares que pululan por las páginas de la obra, ridiculizando al propio protagonista tanto a los ojos de algunos de sus clientes como a los del propio lector y ahondando, así, en una de las paradojas que la novela presenta con respecto al género. Y es que en La plata de Britania podemos encontrar buena parte de los tópicos típicos de la novela policíaca pero aderezados, enriquecidos, con elementos novedosos capaces de sorprender al lector. 
Marco Didio Falco relata en primera persona el caso en el que actúa como investigador de la época. La narración tiene lugar en pasado y el protagonista se sitúa a cierta distancia temporal de los hechos narrados, lo que permite adelantar detalles de su vida al lector (enriqueciendo su retrato) así como analizar, con la sabiduría que aporta el paso del tiempo, la experiencia y, sobre todo, el saber qué pasó después, algunos de los pasos dados a lo largo de los meses que dura el caso expuesto. 
   Junto al propio investigador, figura sorprendente y cautivadora resulta la de Helena Justina, una mujer adelantada a su época, valiente y emprendedora, que acaba fundando, junto a Falco, un equipo que obtiene brillantes resultados. Falco y Helena son sólo dos ejemplos de un elenco de personajes sólidamente construidos, muy bien caracterizados, muy creíbles y a  los que, presumiblemente, continuaremos conociendo en sucesivas entregas de la saga. 
   Además del relato propiamente dicho, la obra se completa, en sus primeras páginas, con dos mapas (del Imperio y del foro romano de la época) y de un amplio dramatis personae en el que se presenta y caracteriza a buena parte de los personajes de la novela y en el que ya se aprecian los toques de humor e ironía que acaban por convertirse en auténtica seña de identidad de Davis. 
  
   En definitiva, se trata de una obra muy entretenida y bastante divertida que combina con éxito el género policíaco, la ambientación y descripción histórica, el humor y un pellizquito de romanticismo, que aporta muchos datos a la caracterización de este Marco Didio Falco al que, gracia a esta primera obra, acabamos de conocer. Y con mucho gusto.
   Enlace a la publicación original en Anika entre Libros. 

   Nos seguimos leyendo.

10 comentarios:

  1. Soy fan de esta saga. La descubri de adolescente en la asignatura de 'Cultura Clásica' y ya no pude parar, los leí casi todos. El otro día los vi en la estantería y los miraba con ojos golositos porque, de repente, me apeteció volver a leer algunos. La ambientación es fabulosa y los personajes una auténtica maravilla, la verdad, por no hablar del sentido del humor, que es lo mejor del libro. Me alegro de que hayas descubierto a Marco Didio Falco.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mañana tengo que ir a la biblio. Si encuentro el tercero, intento hacerle hueco en diciembre ;)

      Me alegro de compartir esta saga contigo ;)

      Besos

      Eliminar
  2. Durante unos años no paré de verla en la biblioteca y me sentí tentada de leerla pero siempre que la cogía y la ojeaba, no sé por qué no me decidía y volvía a dejarla...
    Supongo que ya no es el momento, sólo de pensar en 20 tomos me da un mal!
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja. Ya. Así visto... es como para que te dé no uno... sino 20 males jajajaja. Por eso no me he propuesto, bajo ningún concepto, leer los 20 seguidos. Pero sí es un saga a la que vuelvo de vez en cuando. Como ahora (espero).

      Besos

      Eliminar
  3. No conocía esta saga. Me la voy a dejar bien apuntadita que esta combinación de la Roma clásica con el género policíaco pinta muy pero que muy bien.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy entretenida. Un cóctel diferente jajajaj.

      Besos

      Eliminar
  4. Una novela negra ambientada en Roma. Suena más que bien, pero una saga de 20 tomos... madre mía si ya me dan pereza las trilogías. Puede que le de una oportunidad al primero de todos modos, suena muy bien :)

    Un beso shakiano!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, lo de los 20 tomos... pues habrá que tomárselo o con calma o ignorarlo directamente. Cada libro es autoconclusivo, aunque hay una trama subyacente (obviamente). Yo creo que es mejor leerlos en orden porque sitúas la historia larga de manera más correcta, pero no hay por qué leerlos todos...
      Besos!

      Eliminar
  5. Very good post! We are linking to this particularly great content on our site.
    Keep up the good writing.
    My website : click the following document

    ResponderEliminar
  6. I am now not certain where you are getting your information,
    but great topic. I must spend some time learning more or understanding more.
    Thanks for magnificent information I used to be searching for this info for my mission.


    Review my homepage ... ausbildung physiotherapeut münchen
    (http://Www.Rav.Eti.br/ravwiki/index.php?title=Full_Body_Massage_Sutherland_Shire_Associated_To_Articles)

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...